En horas recientes he visto con estupor y repugnancia las declaraciones de quien funge como presidente de la República, señalando que francotiradores de la derecha son los culpables de las muertes violentas en Barinas, ocurridas en estos días de manifestaciones cívicas y pacíficas. Yo le digo a Nicolás Maduro que no sea tan irresponsable y que deje de avivar la voz de la confrontación, porque aún los cuerpos de nuestros hermanos no habían sido velados para luego darles cristiana sepultura, cuando él actuando como juez, detective, criminalista ha afirmado tal sandez. Salga de esa burbuja donde se encuentra, salga de su zona de cónfort para que termine de entender que usted destruyó el país, y el pueblo en las calles exige cambio y cese a esta dictadura.

Esta situación de violencia desatada en todo el país, no es una política de Estado, esto es un régimen de Estado que perdió el apoyo popular, y por eso apela a la violencia y a la persecución para mantenerse en el poder a la fuerza, violentando la Constitución Nacional y el derecho del pueblo a expresarse mediante el voto.
No obstante, este gobierno forajido en un intento fallido de contener a un pueblo que como río crecido, insiste en cambiar el cauce del desastre, de la miseria y del horror donde nos sumergió la dizque revolución, tratan de atemorizar a la población venezolana, con órganos militares, policiales y los colectivos asesinos que operan desde el mandato de las altas esferas del poder. Pero sepan ustedes, que nada nos detendrá hasta lograr ese cambio tan impostergable en Venezuela.

En el caso de Barinas, estos cuerpos asesinos mataron a cuatro personas, incluyendo a un menor de edad; hay más de ochenta heridos y más de cien detenidos por capricho, porque se trata de muchachos inocentes que claman libertad y justicia en las calles de la entidad llanera. Pues bien, los funcionarios que le están haciendo el juego al gobierno, están cometiendo delitos de lesa humanidad y éstos no van a quedar impunes. Padrino López es cómplice y alcahuete de este derramamiento de sangre.

Desde la bancada del estado Barinas en la Asamblea Nacional, en las próximas horas vamos a emprender acciones y formularemos una denuncia ante la Fiscalía General de la República, exigiendo justicia y la liberación de los presos políticos en nuestra entidad; porque todos sabemos que es el gobierno quien auspicia y financia a estos grupos paramilitares y parapoliciales, para tratar de satanizar estas manifestaciones cívicas, pacíficas y constitucionales.

Desde Barinas le decimos al régimen de Nicolás Maduro que no tenemos miedo, y permaneceremos en las calles de manera contundente pero pacífica, hasta alcanzar ese cambio tan anhelado por nuestro pueblo. Seguiremos ADelante Venezuela.

Andrés Eloy Camejo
Diputado a la Asamblea Nacional
Acción Democrática Barinas
@AndresECE