La Fundación Hatillana de Atención a la Infancia y la Familia (FUNDHAINFA) y el Campamento Wuahoo celebraron el día del niño con una mañana de diversión para 300 pequeños de las zonas rurales de El Hatillo.

En medio de recreadores, colchones inflables, una cama elástica y perros calientes, la Presidenta de Fundhainfa, Diana D’Agostino, aseguró que el festejo es una forma de honrar a los niños de las comunidades hatillanas de Caicaguana, Tusmare y La Unión, pero también de hacer un llamado de atención sobre las necesidades y derechos de estos jóvenes.

“Tenemos el compromiso de velar por el bienestar de nuestros niños de El Hatillo. Gracias a la alianza con la empresa privada hemos podido llevar adelante acciones y proyectos sociales permanentes que se traducen en beneficios para ellos, su familia y el municipio porque mejoramos su calidad de vida”, indicó D’Agostino.

El campamento Wuahoo colaboró con recreadores que se encargaron de entretener a los niños con actividades deportivas, culturales y recreativas, mientras que la Fundación logró obtener juguetes donados que fueron repartidos entre los niños al finalizar el evento.

Prensa Diana D’Agostino