¿Dar las gracias y pedir perdón al mismo tiempo es como hipocresía verdad? Sin embargo, es lo que tienen que hacer millones de Venezolanos al municipio Cabimas y a los cabimenses. ¿Las razones? Casi infinitas, pero no quiero que la demagogia ni el rencor llenen estas palabras.

Venezuela y Cabimas sonaron a nivel mundial aproximadamente después del 22 de diciembre de 1922,  cuando reventó el pozo petrolero Barroso II, iniciando el potencial petrolero para nuestro país. Gracias Cabimas por tal acontecimiento.

Hoy, en 2012, somos una potencia petrolera ¿Pero a qué costo?, en 13 años del gobierno de Hugo Chávez, donde han ingresado cantidades inmensas de dinero por la renta petrolera debido al aumento del precio del barril a consecuencia de la guerra de Irak, el bienestar no se materializa en hechos, sino que una deficiente gerencia y el terrible centralismo lograron un mar de corrupción, mentiras, promesas y olvido que hundió a las regiones. El municipio que debería ser un gran pilar económico e innovador hoy es una cenicienta, atrasada, olvidada y en el fondo del sub-desarrollo.

Según los economistas sin el petróleo Venezuela sería hoy inferior económicamente al pueblo de Haití. Yo veo al petróleo como una maldición donde el burocratismo y la mala repartición de la riqueza del oro negro nos sigue estancando en la pobreza y las mentiras.

Perdón Cabimas por la situación económica, social y política en la que vives; la riqueza del petróleo te la roban de las manos. Gran parte de los habitantes que tienes están más interesados en irse a otros lugares antes que sembrar y hacer florecer en su propio hogar las semillas del progreso.

El alcalde actual del municipio llamado “revolucionario” y “socialista” se convirtió en un hombre con riqueza de la noche a la mañana mientras Cabimas está más pobre. Estas son cosas para sentirse muy preocupado.

En la actualidad estos hechos muy pocos lo saben y muchos les dan la espalda. En vez de proponer, ayudar y motivar se van por el camino fácil y sólo dicen que Cabimas no tiene futuro.

Un comienzo  para revertir el pasado seria proponer la creación de un nuevo distrito metropolitano: la  unión de los 7 municipios que conforman la Costa Oriental del Lago llamado distrito metropolitano de la Costa Oriental, porque no solo Cabimas está pasando por estos problemas, también los municipios Miranda, Santa Rita, Simón Bolívar, Lagunillas, Valmore Rodríguez y Baralt están igual o peor y nadie dice ni hace nada.

Los centros comerciales, discotecas, bares, no lograrán que Cabimas sea un municipio del siglo XXI. Políticas sociales de alto impacto -no el populismo-, donde se atienda la seguridad, la salud, la vialidad, el comercio, la educación, el progreso, -no la revolución- llevarán a Cabimas, al Zulia y Venezuela al camino correcto. Es tarea de todos guiar a nuestra cabimas al camino de una verdadera política honesta y participativa, pasando la página del pasado y el presente para comenzar a escribir y leer la del futuro. Si podemos Cabimas, cuenta con nosotros; con experiencia y nuevos liderazgos que ya están naciendo.

Parafraseando el lema del municipio: los pueblo decaen, no mueren. Yo digo: Los Pueblos Decaen, No Mueren y Si Se Levantan, Hay un camino para una mejor Cabimas libre y de los cabimenses.

Eduardo García

Miembro de la Juventud AD Zulia