El parlamentario de la Mesa de la Unidad Democrática, William Dávila afirmó que la “sordera” oficialista no frenará la obligación de la bancada de la Unidad de promover,  desde el hemiciclo, leyes que se conviertan en beneficios tangibles para los ciudadanos.

Afirmó que no descansarán en el impulso de leyes como las del primer empleo, la de aumento general de sueldos y salarios, así como la ley del cestaticket para pensionados y jubilados, la cual calificó como una deuda social.

Por otra parte, Dávila exigió que  fuera entregada de forma inmediata la copia de la Memoria y Cuenta del Presidente de la República a la bancada democrática, pues –a su juicio– en la era de comunicación y digitalización, no existe excusa alguna para que en esta fecha, la Unidad no pueda hacer el trabajo contralor para el que fueron electos.

 

Información publicada en www.unidadvenezuela.org.ve